Deny: Las melodías devastadoras de “Invencible”

Published On August 11, 2014 | By Samuel Modragon | Criticas de discos, Musica
Overall Score
80 %

Reseña de lo nuevo de DENY: Invencible

El tercer larga duración de DENY llega en el momento justo para avivar aún más la escena post-hardcore  local y llevarlo a nuevos niveles de difusión. En sus 11 tracks logran sacar lo mejor del género en nuestro idioma.

Invencible tiene un falso comienzo. Una vez finalizada la intro el tema de apertura “Guerra tras Guerra” es lo que su mismo nombre indica: una columna de sonido que avanza como un tanque de combate sobre rocas y cadáveres. La melodía se esconde detrás de todo eso. Parece que quisieran quitarse todo ese peso de encima al principio para enfocarse en las canciones siguientes, donde puede apreciarse lo mejor del quinteto.

Los siguientes temas bajan un cambio respecto a ese comienzo “desnucante” y flotan en un equilibrio justo entre la pesadez y melancolía propia de post-hardcore; ejemplos son las geniales “invencible”, “Toulouse” y “Nunca dejar caer”. Cabe destacar la labor de los teclados y coros, sobre todo el inicio de “Resistiendo a Golpes”. También hay un gran trabajo de combinaciones de voces melódicas y guturales que encuentran su propia armonía, sin dudas, el punto más sobresaliente, ya que muchas bandas del estilo (locales y extranjeras) fallan o sobre exceden en uno o el otro. Es difícil encontrarlo sin saturar y DENY lo ha logrado.

Letras como la de “Tras mis pasos” y “Dame una Razón”, demuestran el camino de madurez compositivo de la agrupación. La mayoría de los mensajes que sobrevuelan el disco son sobre historias de recuperación y ponerse de pie ante contextos angustiantes. Básicamente, llegarían a cualquier adolescente conflictuado, incluso a los que ya bordan los 30 y pico.

Toda la fuerza que presenta la placa entera tiene su punto de desdoblamiento en “Un año más”, la balada que finaliza el álbum. El cierre es ideal después luego de 10 temas al palo, y aún así uno podría reconocer al sonido DENY pero en un formato acústico; algo impensado por los despliegues físicos y de energía que presenta la banda en sus presentaciones. De cualquier forma, el disco de estudio es el lugar donde se puede plasmar estos experimentos, casi como en un laboratorio. Ahora en el vivo es donde se demuestra qué tan invencibles son las ratas.

 

 

Like this Article? Share it!

About The Author

Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *